Europa exporta yihadistas

Versión para impresiónEnviar a un amigoPDF version

Son jóvenes principalmente musulmanes o convertidos al islam que de repente cambian su hogar por un campo de entrenamiento en Siria o Irak.

(ArgentinosAlerta.org) Los reclutadores suelen estudiar los movimientos de los jóvenes que se acercan para participar de la oración de los viernes. Los especialistas que tienen la misión de captar a los convencidos para dar la batalla u ofrendar su vida tienen que hurgar en lo más profundo del fracaso. Que es lo que en Europa, precisamente, abunda.

Túnez, Marruecos y Argelia se han convertido en las principales canteras del islamismo radical, pero también en países europeos como España, Francia, Reino Unido, Holanda y Alemania se lleva a cabo la captación de centenares de integristas que se incorporan a la Yihad (guerra santa) en Medio Oriente.

La decapitación del periodista estadounidense, James Foley, a manos de un yihadista británico ha vuelto a poner de manifiesto cómo los tentáculos del Estado Islámico se extienden por Europa, con el objetivo de reclutar a nuevos miembros dispuestos a abandonarlo todo y sumarse a las filas que luchan en la «Guerra Santa».

Pero no representa un caso aislado. Este combatiente que se hace llamar «John», es uno de los tres súbditos del Reino Unido conocidos allí como «The Beatles». El grupo tiene su base de operaciones en Raqa (Siria) y se encarga de la vigilancia de extranjeros secuestrados.

¿Recuerdas el tristemente famoso cortacabezas de ISIS? Se llamaba Khalid K y era holandés. Según el Telegraaf murió en un enfrentamiento en el norte de Irak, los kurdos peshmerga lo habrían confirmado. Otro europeo.

Funcionarios europeos de inteligencia y seguridad, citados por la cadena CNN, sostienen que al menos 2.000 ciudadanos de la Unión Europea se han unido a la Guerra Santa, incluyendo a las esposas de los milicianos. Entre 500 y 1.000 estarían ahora en las filas del Estado Islámico.

Los incendiarios discursos del odio pronunciados en mezquitas y centro islámicos constituyen uno de los métodos de reclutamiento. Los excesos de imanes como Abu Hamza, el "Capitán Garfio", porque perdió las dos manos y un ojo combatiendo en Afganistán, ya pusieron en alerta en su día a los servicios de inteligencia británicos. Hamza, extraditado a EE.UU., y sus acólitos crearon un gueto islamista en la mezquita de Finsbury Park, al norte de Londres.

La existencia de grandes bastiones musulmanes en Londres, principalmente en el este, se convierten en el caldo de cultivo perfecto para radicalizar a jóvenes que no acaban de encajar en la sociedad londinense. "La mayoría de ellos odia la sociedad occidental y sueña con perpetrar un ataque terrorista con el mayor número posible de víctimas", indica el politólogo británico Firas Abi Ali.

La web especializada en terrorismo SouganGorup señala que la quinta parte de los 12 mil integristas que están participando en el conflicto sirio, proceden de países occidentales donde Francia y Reino Unido están a la cabeza, con 700 y 400 yihadistas respectivamente.

Etiquetas:

Comentarios